Rollo de calabacín, jamón y queso

Blog de Recetas: Divina Cocina

Receta de Rollo de calabacín, jamón y queso

Esta receta de Rollo de Calabacín, Jamón y Queso, es un entrante siempre de fiesta que se prepara con ingredientes muy sencillos.  Para dar más vistosidad al plato, es mejor que uses calabacines de piel verde oscura, pero igualmente puedes usar cualquier variedad que te guste. INGREDIENTES para 8 personas Para la base del rollo 4 huevos 1 calabacín grande 100 gr  de queso Parmesano rallado en polvo (especial pasta) Sal, nuez moscada y pimienta Una pizca de colorante alimentario Para el relleno Lonchas de queso (cualquier variedad que funda bien) Lonchas de jamón cocido (que no sean demasiado finas) ELABORACIÓN del Rollo de Calabacín, Jamón y Queso Para empezar cortamos las puntas del calabacín y lo troceamos. Lo ponemos en el vaso de la picadora para triturarlo bastante fino, pero sin que llegue a quedar como un puré. También lo podemos pasar por una rallador grueso. Hay que colocarlo en un colador y prensarlo para que desprenda todo el líquido posible. Mientras desprende el líquido, vamos batiendo en un bol los huevos con el queso rallado, el colorante, la sal y pimienta. El colorante es para potenciar el color del rollo, pero puedes suprimirlo. Al final añadimos el calabacín ya bien escurrido y mezclamos bien hasta que quede como una pasta muy integrada. Forramos una bandeja de horno con papel de horno y cubrimos con la mezcla. Da para una bandeja de 35×25 aproximadamente. Hay que hornear a 180 ºC unos 15 minutos hasta que la mezcla esté bien cuajada. Cuando la saquemos del horno hay que esperar a que temple un poco para poder manejar la ‘tortilla’ sin que se rompa. Retira el papel con cuidado y mira a ver qué cara te gusta más para rellenar por el otro lado. La cara con mejor presentación debe ser la cara ‘visible’ del rollo de calabacín. Sobre el mismo papel de horno ponemos la base y la vamos rellenando con el queso y después con el jamón, distribuyendo bien por la superficie. Hay que ser generosos con el jamón para que se vea después en el corte y se potencie un poco el sabor del rollo. Después. con la ayuda del papel, formamos el rollo bien prensado para que no queden huecos en el centro. Al momento de servir, hay que meter de nuevo al horno unos minutos para llevar a la mesa bien caliente, cortado en medallones y con el queso fundido en su interior. Visita nuestra TABLA DE CALORÍAS Come bien, vive mejor, con RECETAS LIGHT Más vida, más salud, en ADELGAZAR.NET La entrada Rollo de calabacín, jamón y queso se publicó primero en Divina Cocina.
ENTRANTES Y TAPAS
RECETAS DE PASTELES SALADOS
SIN GLUTEN